top of page
FISIILOSE_Mele_19730925_20220811_000100_FA_OS_1.2.276.0.75.2.2.70.0.3.220811093906800.3090
¿QUÉ ES LA ANGIOGRAFÍA CON FLUORESCEÍNA DE FONDO DE OJO?

Infórmate

La Angiografía con Fluoresceína de Fondo de Ojo (FFA, por sus siglas en inglés) es una técnica de imagen utilizada en oftalmología para evaluar la circulación de la retina y la coroides. Consiste en la inyección de un colorante llamado fluoresceína en el torrente sanguíneo del paciente, seguido de la captura de imágenes del ojo a medida que el colorante circula a través de los vasos sanguíneos de la retina y la coroides.

Durante el procedimiento de FFA, se administra una pequeña cantidad de fluoresceína a través de una vena en el brazo del paciente. A medida que la fluoresceína se distribuye por todo el cuerpo, llega a los vasos sanguíneos del ojo y se filtra a través de las paredes de los vasos sanguíneos dañados o anormales. Se utilizan cámaras especiales de angiografía para capturar imágenes de la retina y la coroides a medida que el colorante fluoresce, lo que permite una visualización detallada de los vasos sanguíneos y la identificación de posibles anormalidades.

La angiografía con fluoresceína es especialmente útil en el diagnóstico y seguimiento de enfermedades oculares que afectan los vasos sanguíneos, como la retinopatía diabética, la degeneración macular relacionada con la edad, la oclusión de vasos sanguíneos y la inflamación de la retina. Permite a los oftalmólogos evaluar la integridad de los vasos sanguíneos, identificar áreas de fuga o extravasación de líquido, detectar neovascularización (crecimiento anormal de nuevos vasos sanguíneos) y planificar el tratamiento adecuado.

Durante el procedimiento, es posible que el paciente experimente una sensación de calor o un sabor metálico debido a la inyección de la fluoresceína. En algunos casos, también puede haber reacciones alérgicas o náuseas, aunque son muy poco frecuentes.

La angiografía con fluoresceína es una herramienta importante en la práctica clínica y la investigación oftalmológica. Proporciona información valiosa sobre la circulación sanguínea en la retina y la coroides.

¿QUÉ ES LA ANGIOGRAFÍA CON INDOCIANINA VERDE?

La Angiografía con Indocianina Verde (ICG-A, por sus siglas en inglés) es una técnica de imagen utilizada en oftalmología para evaluar la circulación sanguínea en la coroides, la capa vascular ubicada debajo de la retina. A diferencia de la angiografía con fluoresceína, que se centra en la circulación de la retina, la ICG-A utiliza un colorante llamado indocianina verde para visualizar los vasos sanguíneos de la coroides.

Durante el procedimiento de ICG-A, se administra una pequeña cantidad de indocianina verde en una vena del brazo del paciente. El colorante se une a las proteínas en la sangre y se distribuye por todo el cuerpo, llegando a los vasos sanguíneos de la coroides. Se utilizan cámaras especiales de angiografía para capturar imágenes del ojo a medida que el colorante indocianina verde circula a través de los vasos sanguíneos coroideos.

La ICG-A proporciona información detallada sobre la circulación sanguínea en la coroides y permite a los oftalmólogos evaluar la estructura y la función de los vasos sanguíneos coroideos. Es especialmente útil en el diagnóstico y seguimiento de enfermedades oculares que afectan la coroides, como la coroidopatía serosa central, la neovascularización coroidea y la inflamación coroidea. También se utiliza en el diagnostico diferencial de algunos tumores oculares así como enfermedades poco frecuentes de la retina. 

Al igual que con la angiografía con fluoresceína, durante el procedimiento de ICG-A es posible que el paciente experimente una sensación de calor o un sabor metálico debido a la inyección del indocianina verde. Las reacciones alérgicas son muy raras, pero pueden ocurrir. Es importante informar al médico sobre cualquier historial de alergias o problemas renales antes de someterse al procedimiento.

¿PUEDO OBTENER UNA CITA PARA EL MISMO DÍA?

¡Contáctanos! Tal vez sí.

bottom of page